La capilla de Socorri

Chapelle de Socorri

La capilla de Nuestra Señora del Socorro, situada en la cima de una colina que domina Urrugne es un lugar de peregrinaje emblemático.

Sus orígenes se remontan a principios del siglo XVII como consecuencia de los votos o promesas de los marinos de Hendaya. En efecto, en 1627 algunos marinos que habían partido del puerto de Hendaya y pertenecientes a Urrugne, se dirigían a la Isla de Re ocupada por las tropas inglesas cuando de repente el viento cesó de soplar. Los barcos se quedaron entonces parados frente al enemigo. Todos los tripulantes se pusieron entonces a rogar a la Virgen María para que les enviara un viento favorable. A cambio hicieron la promesa de construirle una iglesia con el nombre de Nuestra Señor del Socorro. Sus plegarias fueron atendidas y el viento volvió a soplar.

Cuando regresaron, los marinos de Hendaya manifestaron su agradecimiento a la Virgen edificando la capilla de Nuestra Señora del Socorro (Socorri) sobre un mirador que domina el mar. Se destruyó en 1793 pero fue reconstruida en 1831 gracias al municipio y a las donaciones de los habitantes. Su interior está decorado con un cuadro que representa a la Virgen y cuyo origen parece estar en el Convento de los Recoletos de Ciboure, que se cerró en 1791.

Las estelas discoidales dispersas alrededor de la capilla corresponden a las tumbas de las víctimas de la epidemia de cólera de 1855.